Vela [II]: COMPLOTS y CORONACIONES [1902]

Inexpertos y entusiastas, los del grupo de Vallina en Madrid cayeron en la trampa policiaca montada con motivo de la Coronación del rey en mayo de 1902, que degeneró en una agria polémica que alcanzaría de pleno a nuestro protagonista.

Colaborando desde principios de 1903 en el grupo de París con Vallina, debemos comenzar por saber algo más de aquel agitador estudiantil y aprendiz de conspirador durante su periplo madrileño.

Pedro Vallina [1879 / 1970], que años después sería conocido como El Tigre, estudiaba medicina en el Madrid desde 1899 y ya andaba implicado en todas las confabulaciones de aquel tiempo, lo que le llevaría varias veces a la cárcel; aunque tomaría partido de una manera más seria en la prensa revolucionaria y antimonárquica tras conocer a Salvochea, comenzando una intensa etapa de formación ideológica y personal que tuvo su reflejo, por ejemplo, en la revista sociológica Las Ideas del otoño de 1902, donde colaborarían ambos y el propio Acracio Progreso.

..la medicina, practicada para el bien general y no acaparada como ahora por cuatro charlatanes en provecho de algunos privilegiados, servirá más para prevenir que curar..”1.

El agitado periplo madrileño de Vallina, con muchos paralelismos con el de nuestro personaje en Valencia, se relaciona políticamente con el germinalismo rojo del cambio de siglo, representada por ejemplo en una de las agrupaciones de librepensadores madrileñas más combativas como era la sociedad El Libre Pensamiento, que contaba con la participación de Soledad Gustavo, y se mostraba a su vez cercana a los entornos sindicales emergentes agrupados en la Federación de Trabajadores establecida en la calle del Horno de la Mata (Centro Federal).

salvochea01Las Uniones libres se celebraban en las sociedades obreras. El espíritu de solidaridad estaba muy extendido. En un folleto publicado en aquella época, El Obrero de España, el escritor P. Zancada afirmaba que se podía estimar en 400 mil los obreros que en España profesaban las ideas anárquicas o por los menos simpatizaban con ellas..”2

Así mismo, fruto de aquella intensa fase de capacitación revolucionaria, aparecería vinculado al grupo Jóvenes Comunistas, que con toda probabilidad se conocieron a raíz de los congresos madrileños de la FTRE de 1900, 1901 y 1903, pero sobre todo, en torno a la importante labor, cual vivero de activistas, desempeñada por la madrileña sociedad de albañiles El Porvenir del Obrero.

Tan imposible es que los gobiernos por medios represivos, consigan detener la marcha evolutiva del progreso, como imposible es que los precursores de la sociedad futura, todo amor, todo justicia, consigan su implantación por medios terroríficos. Por algo la Acracia supera a todos los ideales en humanidad y en ciencia. – F.”3

Esta emergencia radical con sana intención revolucionaria, no exenta de cierta sobreactuación, vetas racionalistas y heráldica librepensadora, tendrá un punto de inflexión el 17 de mayo de 1902, al ser una parte de ellos encarcelados a consecuencia de los hechos conocidos como el Complot de la Coronación, comenzando el fin de un periodo de intensiva formación revolucionaria para Vallina y los suyos, que tantas veces se reunían en la Plaza del Sol.

..En la acera del café Oriental, se reunía todas las tardes, ya hace años, a la hora del anochecer, el grupo de los llamados anarquistas intelectuales [..] Uno de aquellos jóvenes era Vallina, a quién la policía designaba por aquel entonces con el sobrenombre del estudiante anarquista..”4.

En esta encerrona policial montada para frustrar la emergencia revolucionaria madrileña, y de paso frenar la celebración entre el 18 y 19 de mayo del Congreso Pedagógico Social promovido por la sociedad El Libre Pensamiento bajo el paraguas de la Acción Democrática, cayeron presos sus más cercanos colaboradores y suponemos miembros del grupo; Antonio Apolo, Manuel Muñoz y Fermín Palacios, aunque sobre este último es sobre el que recayeron todas las acusaciones y algunas dudas.

francisco-pi-y-margall-traslazione-salma-1907Al anochecer se dio sepultura, en el cementerio civil, al cadaver de Pí y Margall [..] Un obrero ebanista, Fermín Palacios, que estaba a mi lado, cerró la ceremonia con un potente ¡Viva la Anarquía!, contestado con energía por el pueblo..”5.

El supuesto complot con dinamita contra Alfonso XIII el día de su coronación, quedó en una trama sin armar, como mucho para sabotear el acto, siendo detenidos un buen número de militantes, la mayoría sin fichar; entre los cuales resulta necesario ubicar a Fermín Palacios y Francisco Ferrer (Acracio), ambos anarquistas valencianos e integrantes luego, entre 1903 y 1905 del grupo de París, y a su vez acusados de cohabitación con confidentes policiales presentes en los medios libertarios de París y Madrid.

Partimos de la premisa que el cambio de identidad entre activistas fue una práctica común en aquellos años, un imperativo vital que tantas veces le salió bien a nuestro personaje después de una acción de riesgo, pero tantas otras complicaba las cosas.

Así se cree que pudo suceder tras la detención masiva de anarquistas del complot de la Coronación en mayo de 1902, que llevó a prisión a Vallina, Palacios, Apolo y algunos otros, y que tendría como consecuencia indirecta la muerte de Francisco Suárez, viejo militante anarquista represaliado que se había unido al grupo de Vallina en Madrid, llegado desde Valencia.

..pesará siempre sobre la conciencia del policía Fermin Palacios, que, repetimos, nada hizo en favor del inocente, que se fué á presidio sin decir nunca, á pesar de que lo sabía, que quien había llevado la dinamita á la casa de la Carrera de San Jerónimo, que era de lo que se le acusaba á Suárez, se llamaba Fermín Suárez..”6.

Aunque Suárez se negó a desvelar la identidad del encargado de transportar los explosivos y todos señalaron a Fermín Palacios García, ebanista de 36 años, de escasa formación y enfermo de tuberculosis, sin embargo, su perfil no encaja con aquel militante librepensador y racionalista, miembro en Madrid de la junta directiva del Centro de Estadística Social, no encaja con el papel de comisionado capaz de recorrerse la ciudad para negociar con las sociedades obreras madrileñas el sentido del acto del 1º de mayo de ese año, junto a Apolo y Vallina; o de sumarse a las tareas preparatorias del congreso pedagógico en puertas

Además, porque así se entendería la defensa cerrada que de Palacios hicieron F. Ferrer-Acracio P., e incluso también Vallina, que conservaba una de sus cartas de autodefensa, remitida a Salvochea por el propio Palacios desde Barcelona en abril de 1903, incautada tras la detención de Vallina en París a finales de junio.

Mi dicnidad son los ideales, si los tira tira mi dicnida […] Los compañeros debemos decir la verdad llana y clara como el agua cuando uno porque lo da la gana y sin tener pruebas se tire la dicnidad de un compañero..”7

La fecha de la carta coincide con el momento en que habían comenzado a caer sobre Palacios las acusaciones de confidente policial, Salvochea incluido; y no terminarían hasta que el valioso militante polaco Sigfrido Nacht escribió las siguientes palabras en noviembre de 1904, momento en el que Acracio P / Fco. Ferrer pasaría a ser blanco de todos las críticas por sus relaciones con algunos elementos poco fiables en París.

Yo conozco a Palacios, lo vi durante mi estancia en Madrid, donde él podía perjudicarme mucho, y por todas sus palabras y su corazón inconmensurable y por otros detalles que nos presentó en el grupo, no es posible creer que él haya sido jamás policía”8

Antes de ver como estas acusaciones acabaron afectando de lleno a nuestro protagonista, y tratando de reforzar su vínculo madrileño, hemos de tener en cuenta, además, que Vallina había llegado a París exiliado en octubre de 1902 tras salir de la cárcel, evitando así una petición de cárcel de 8 años, mostrando de seguido una estrecha relación con Acracio P. / Fco. Ferrer, desplegando un intenso activismo y no poca imaginación para superar el seguimiento policial como miembros activos del Grupo de París; y así Vallina, que estaba totalmente fichado, se veía obligado a realizar frecuentes viajes a la península bajo identidad falsa, en alguna ocasión disfrazado de cura para burlar el seguimiento policial permanente.

..El hecho de llevar nombre distinto del propio no era motivo que justificara el menor recelo, por ser cosa frecuente en los medios revolucionarios tener que alterar el estado civil..”9.

Aunque no se puede más que plantear las relaciones de nuestro personaje con el grupo de Vallina en Madrid, resulta evidente la sintonía de Acracio-Ferrer con Vallina en el grupo de París desde sus momentos iniciales; ya que la primera noticia sobre el valenciano Francisco Ferrer, (a) Barbarroja, informaba de su domicilio en aquella ciudad cuando a finales de junio de 1903 la policía lo asaltó sin localizarlo, aunque sí es detenido entonces Vallina, ambos declarados enemigos públicos, el primero en Valencia y el segundo en Madrid.

Nos comunican de Madrid el haber sido puesto en libertad nuestro estimado compañero Vallina. Excusamos decir la alegría que nos ha causado tal noticia. La redacción de El Corsario le envía un fraternal abrazo, y pone las columnas del periódico a su disposición, en cuanto las necesite para defender la idea..”10.

Por si faltara algo, apuntala la existencia de contactos previos entre ellos, la coincidencia entre la llegada de Vallina a París y la adscripción de los anarquistas españoles allí exiliados a la campaña pro-presos de La Mano Negra que había iniciado El Corsario, cuyo punto culminante fueron los mítines celebrados en París el 22 y el 29 de enero de 1903, éste último en el Hôtel des Sociétés Savantes de París organizado por el grupo anarquista Estudiantes Socialistas Revolucionarios Internacionalistas, con el apoyo de Jean Grave y otros.

..¡La mano negra! Aun recuerdo, el primer mitin en Tánger, que fue la chispa que prendió el reguero de pólvora de la opinión que clamó por el cese de las torturas de aquellos infelices y (algo tarde también) se consiguió verlos libres..”11.

Finalmente consideramos significativa la participación de Vallina en L’Espagne Inquisitorial, entregados a la campaña internacional por la revisión del proceso de La Mano Negra, por su oposición pública a la llegada del rey italiano a París o el mencionado activismo antimilitarista, que le llevaron a prisión en diferentes ocasiones, junio 1903, abril 1904 y mayo 1905, indicador del seguimiento que se le hacía por parte de la policía española y francesa; como sucedía también con Acracio P.- F. Ferrer, a quién Vallina no menciona en sus memorias, aunque sí reconociera la valía del grupo de valencianos exiliados en París.

Eran muy buenos compañeros y siempre dispuestos a ayudar a toda iniciativa que se hiciera en beneficio de la revolución española. Ellos estuvieron informados de mis viajes conspirativos a Barcelona y Londres, sin que trascendiera al público la noticia por imprudencias del lenguaje. Ayudaron mucho a las campañas que se hicieron contra los inquisidores españoles y a la publicación del periódico La España Inquisitorial..”12

Siguiendo la secuencia de acontecimientos que darían con sus huesos en la cárcel de Barcelona en septiembre de 1904, es probable que las referencias a la primera detención -breve- de Acracio en Málaga tras su participación de una velada sociológica organizada por la agrupación El Faro de Andalucía, se debieran a su oratoria antimilitarista formando parte de alguna de las excursiones de propaganda que apoyaban la realización del Congreso Antimilitarista de Ámsterdam, junio 1904, aunque sin poder precisar si fue detenido antes o después del mismo, pero sí que su labor comenzaba a levantar las primeras críticas en los medios libertarios de un lado y otro de los Pirineos, y pone a la policía tras su pista.

Les petits polémiques continuent et le niveau en s’elève pas. Nous lisons dans le numéro de Tierra y Libertad du 11 août 1904, un entrefilet ainsi conçu: Nous avertissons les camarades que Francisco Ferrer, auteur de l’article dirigé contre nous que publiait le semaine dernière El Productor, quand il est parti a Paris, a exploite les camarades de pluisieurs villes de France, leus disant qu’il fuyait l’Espagne parce que poursuivi pour les événements de la Mano Negra..”13.

Pese a que algunas fuentes mencionan la existencia de otra detención previa en Ceuta [1903] ..delatado por Fermín Palacios, esto debe corresponder a las acusaciones incriminatorias que aparecieron en La Revista Blanca a finales del verano de 1904 con puño y letra de Nacht, confirmadas por una parte de la militancia, contra los infiltrados policiales del grupo español de París.

..una especie de comisión permanente para ayudar a cuantos secundan la campaña a favor de los presos sociales y de imprenta, y este especie de comisión permanente, compuesta en su mayoría de jóvenes entusiastas, pero cándidos hasta la memez algunos, tienen amistad y consideran anarquistas a confidentes de la policía…”14.

A esta carta de un conocido militante de la zona andaluza habían seguido algunas más confirmando las sospechas sobre Ferdinand Paulet o Poulet, amigo de Acracio-Ferrer, que sin embargo no sirvieron para evitar su encarcelamiento el 16 de septiembre de 1904 en Barcelona, siendo puesto bajo la jurisdicción militar por estar en busca y captura en Valencia.

Pero somos de hierro. Nuestra convicción nos hará transportar las montañas, y lucharemos contra todos, contra los de arriba, contra los de enfrente y contra los de al lado..”15.

El escurridizo Francisco Ferrer, conocido por entonces como el anarquista Barbarroja, sería detenido en alta mar tras haber cogido un barco en Marsella hacia Valencia, …su país natal según la reseña; interceptado por un dispositivo policial montado ex-profeso en pleno Mediterráneo para interceptarlo a la altura de Barcelona gracias a la delación del confidente y compañero Fernand Paulet.

…lean los anarquistas de París que nos han ultrajado porque dijimos que prestaban su confianza a confidentes de la policía; léanlo también los periodistas y el público en general: Queridos compañeros: Empiezo por declarar que la prisión de Paulet con Salvochea, según cree Ferrer, en Sevilla, no ha tenido lugar…”16

En este artículo hemos tratado de exponer las evidencias que excluirían a Fermín Palacios de su participación en el llamado Complot de la Coronación, y señalarían por contra a uno de los cercanos a Vallina, Fco. Ferrer / Acracio P., quien suplantó su identidad para trasladar la dinamita y alteró su declaración, desatando la ira de Urales coincidiendo con el inicio del juicio en la primavera de 1903.

Antes de publicar este escrito he comunicado á Fermín Palacios lo que me proponía hacer. Fermín Palacios manifestó á la persona que en mi nombre fue á hablarle, estar dispuesto á declarar que no había sido Francisco Suárez el que llevó la dinamita a casa de Gabriel López; pero no habiendo cumplido su palabra, a pesar de mis excitaciones y no pudiendo yo permitir que sean condenados á presidio ancianos inocentes, he resuelto hacer esta declaración..”17.

Sentadas las dudas sobre la identidad de Palacios, y resaltado el polémico papel de nuestro joven protagonista en la trama, se explicarían las razones por las que Vallina evita mencionar a Acracio-Ferrer en sus memorias cuando hace referencia a los miembros del grupo de París, a pesar de que, como veremos en el siguiente apartado, ambos estuvieron directamente implicados poco después en otro regicidio frustrado, en el atentado contra el rey Alfonso XIII en París de 1905.

016_RueRohan-Rivoli-París_junio 1905..He citado, por rutina, a algunos compañeros que más se destacaban en la propaganda por sus dotes de inteligencia y actividades, pero el anarquista desconocido, siempre en la brecha, haciendo honor a las ideas con su conducta moral, no es para mí de menos valor..”18.

Suponiendo que la identidad de Palacios hubiera sido utilizada en Madrid por nuestro personaje, se explicaría por qué el asunto se arrastraría como un lastre desde entonces, retroalimentado por boca de Urales incluyendo luego a Acracio-Ferrer entre sus sospechosos, al calor de los avisos sobre el confidente Paulet, extendidas a algunos miembros del grupo de París.

..No, señor director; Nenúfar no teme a Azorín, ni al mismísimo Barbarroja. Usted me pregunta por Azorín, y yo digo del escritor celebre por sus pequeñas cosas, lo que de él pienso, y nada más..”19.

Las acusaciones de Urales contra F.F.- Acracio Progreso en relación a los sucesos del mal llamado Complot de la Coronación y los infiltrados policiales en el grupo de París cesaron en este punto, y se centrarían en Antonio Apolo y otros redactores de El Rebelde; sin embargo el asunto quedó en la recámara del viejo Urales, y lo retomaría muchos años después.

..Un amigo y compañero nuestro fue condenado a presidio por la Audiencia de Madrid. Contaba ya muchos años y su físico nos recuerda hoy al que se llama Francisco Ferrer (Acracio Progreso)..”20

Si bien no podemos confirmar que nuestro personaje estuviera directamente relacionado con el mal llamado complot de la Coronación, esta velada comparación fisiológica con el malogrado Suarez se producía en el momento en que Acracio Progreso-Francisco Ferrer, es decir Fernando Vela Alegre, cesaba de forma súbita en sus funciones como paquetero para La Revista Blanca desde Valencia, que venía ejerciendo desde 1925.

Parece claro también, que estas palabras nos remiten a la polémica y al cruce de acusaciones que se estableció a partir del llamado complot de la Coronación, expuesto en este apartado, y de la muerte de Suárez; a quien Vallina describía así, …Era un hombre de más de cincuenta años de edad, de mediana estatura y cuerpo fornido.

Confirmada la similitud anatómica con Fernando Vela con la foto anexa de 1936, nos permite afirmar, a posteriori, la proximidad de Acracio Progreso y Vallina, ya en Madrid, y como de complicado resulta fijar bajo una única identidad y en un punto fijo, a los militantes de aquellos años.


NOTAS:

  • 1ACRACIO Progreso: Tuberculosis, El Porvenir del Obrero 16-07-1903. Si no la primera de ellas, la que convirtió a Vallina en enemigo público, la detención y procesamiento al negarse a prestar juramento ante el juez cuando fue llamado a declarar como testigo a raíz de una hoja clandestina que había circulado por la Universidad en febrero de 1902. Ver, Heraldo de Madrid 05-03-1902; El Liberal-Madrid 06 y 08-03-1902; La Época 07-03-1902: El Pueblo- Valencia 26-10-1902.

  • 2NACHT: La España Revolucionaria 1897-1907, Cronaca Sovversiva 23-10-1909. Vallina fue detenido relacionado con el conflicto de las cigarreras a comienzos de 1902, y fue asiduo en sonadas manifestaciones (entierro Pi y Margall, estreno Electra..); e incluso parece que quiso asesinar a Portas, torturador de Montjuich. Solía asociarse con el núcleo de dirigentes de Acción Democrática (Bark, Riquelme, Barriobero..), por ejemplo a través de sus colaboraciones en la revista Germinal y luego en El Evangelio, punto de encuentro entre republicanos, librepensadores, anarquistas y socialistas. También en el Centro de Estadística Social, una de cuyas primeras iniciativas fue crear una bolsa de trabajo, o un proyecto de editorial cooperativa y de fomento de las bibliotecas populares que dirigía Barriobero. Ver, El Imparcial 02-05-1901; La Correspondencia de España 06-04-1901; Heraldo de Madrid 28-01, 12-04-1901, 30-03 y 06-04-1902; El Liberal-Madrid 24-02, 15-06-1902; Las Dominicales 17-01, 13-06-1902, 16-01, 20-02-1903; El País 15-03, 07-04, 22 y 23-06-1902, 15-05-1903; El Globo 02-05-1901, 03-05-1902; La Época 30-03-1902.

  • 3TIERRA y Libertad 15-12-1904. Vallina asistiría al congreso de la FTRE en octubre de 1900, y al de la FSORE de 1901, por su relación con los albañiles de El Porvenir del Trabajo, organizadora de los congresos obreros que tuvieron lugar en Madrid entre 1900 y 1903; sociedad muy activa en las luchas por las 8 horas o el apoyo a diferentes conflictos sectoriales. Ver, El País 02 y 17-05, 17-08-1901, 03-04, 02-05, 23-06, 17-12-1902, 14-03, 08-08-1903; El Corsario 07-11-1902; El Imparcial 14-05-1903.

  • 4NUEVO Mundo 12-11-1908. Vallina, en nombre del grupo anarquista La Acción, proponía a principios de mayo de 1902 en El Proletario de Cádiz, aumentar la edición de folletos para intensificar la propaganda, llamando a organizar el IV Certamen Socialista. Ver, El Proletario 01-05-1902.

  • 5VALLINA: Solidaridad Obrera 03-06-1950. El Congreso Pedagógico Social fijaba unos objetivos amplios (cooperativismo, bolsas de trabajo, reforma agraria, extensión universitaria popular y laica..); siendo suspendido tras las primeras detenciones. Ver, El Liberal 31-03-1902; El País 03-04, 21-10-1902; Las Dominicales 18, 24-04, 02, 09 y 16-05-1902.

  • 6La REVISTA Blanca 15-09-1933. Tanto Suárez, condenado a 7 años en mayo de 1903, como otro preso común, murieron durante la conducción ordinaria hacía la prisión de Cuenca a mediados de julio, por un golpe de calor según la versión oficial. Todo apunta a que se cebaron con él, dada su edad (más de 50 años) o el cierto grado de incapacidad derivado de las heridas que sufrió en el intento de atentado contra Cánovas del Castillo en 1897 o de los años de presidio que siguieron (cerca de 6 años).

  • 7AGA: Asuntos exteriores, Embajada de París, caja nº 5884, informe sobre la documentación incautada a Vallina, París 26-junio de 1903, citado en ALVAREZ: Un anarquista español a comienzos del siglo XX: Pedro Vallina en París. Revista Historia Social, nº 13, 1992, p. 34. También, El Liberal-Mad 13-05-1901; Las Dominicales 17-01-1902; El País 18-03, 09 y 27-05-1902, 30-06-1903 y 20-02-1904.

  • 8NACHT: La Revista Blanca 10-11-1904. Lo de padre de familia de 4 hijos sí parece cierto, ya que entre los detenidos en la redada de mayo de 1902 en Madrid, constan dos Palacios, Fermín y Vicente, aunque solo se procesa al primero; y además, junto a Vallina y su grupo en Madrid aparece Pilar Palacios, mientras que Leopoldo Palacios colabora en Juventud de Valencia en 1903, “..habló con el laborioso obrero Fermín Palacios, cuya prisión es inexplicable tanto más cuanto que el día del crimen suplicó á su patrono que le permitiera trabajar, porque para él su mejor fiesta es ganar una peseta para repartirla entre los desvalidos.”, El País 17-06-1902. Ver, AVILES: Francisco Ferrer y Guardia. Pedagogo, anarquista y mártir. Editorial Marcial Pons, Madrid, 2006, pp. 157 y 164, nota 50.

  • 9La REVISTA Blanca 15-09-1933. La facilidad con que se accedía a una identidad nueva la marcaba el precio de un cédula personal, que estaba estipulado en 4,5 pts en 1908. Así mismo, no fue extraño entre afines cederse las cédulas personales y las cartillas militares cuando había que hacer un viaje o quitarse de en medio, como lo hizo con un compañero Juan Mínguez Lahoz, libertario valenciano que integró el grupo Buchner, siendo procesado por ello en 1909. Ver, Heraldo de Alicante 13-11-1908; El Pueblo-Valencia 07-02-1909.

  • 10El CORSARIO 11-10-1902.

  • 11El PORVENIR del Obrero 22-07-1904. Significativo es que El Corsario mantuviera correspondencia con la sociedad El Libre Pensamiento, de la que había formado parte Vallina. También sabemos que uno de los redactores de Juventud, Pedro Recio, mantuvo correspondencia con Vallina en París a principios de 1903, y que en este periódico se notificó la disolución del grupo madrileño La Acción; e incluso colaboran en este rotativo otros miembros del grupo de París como Sigfrido Nacht, que incluso llegó a viajar a Valencia, o el propio Vallina. Ver, ALVAREZ: El Emperador del Paralelo, Lerroux y la demagogia populista. Alianza Editorial, Madrid, 1990, pp. 292-294; A. C. ALZINA: La prensa anarquista y anarcosindicalista en el País valenciano (1873-1939); AVILES: Francisco Ferrer y Guardia. Ob. Cit, pp. 158-159. La Revista Blanca 17-11-1904. LAZARO: Las Escuelas Racionalistas en el País Valenciano 1906-1931. Nau Llibres Valencia, 1992, pp. 81, 119-121. También, El Noroeste-Coruña 25-08-1902; El Corsario 05-12-1902; Juventud 20-03, 05-06-1903; Heraldo de Madrid 19-04-1903; El Globo 23-01-1903; La Vanguardia 09-06, 05-07, 07-09-1903; El País 01-07, 28-08-1903; Las Dominicales 14-08-1903.

  • 12VALLINA: Mis memorias. Editorial Libre Pensamiento, 2000, pp. 89 y ss. En la imagen, grabado correspondiente a la detención en septiembre de 1904 de Cesar Flores-Ceferino Gil en casa de Antonio Apolo. Ver, Lista de individuos del grupo de París: AGA, Asuntos exteriores, Embajada de París, caja nº 5882. También, SORIANO: Hermoso Plaja Saló y Carmen Paredes Sans, el anarquismo silencioso, 1889-1982. Tesis Doctoral, Universidad Salamanca, 2002, p. 204.

  • 13Les TEMPS Nouveaux 20-08-1904. Parece que era la policía de Madrid la que iba detrás de él, y tras su detención a mediados de septiembre de 1904, se menciona que no existían datos policiales previos, y quizás por ello fueron a por los que lo conocían, “..Ha sido también detenido por la autoridad militar el compañero Bonafulla por la publicación de un artículo antimilitarista en El Productor, original de un compañero que reside en París”, El Porvenir del Obrero 26-08-1904. Quizás fuera uno de los oradores que tomaron parte en los mítines que, el 19 de enero y 16 de febrero de 1903, se celebraron en el local social de la federación El Faro de Andalucía para pedir la libertad de los presos de la Mano Negra. Ver, La Correspondencia de España 16-02-1903.

  • 14La REVISTA Blanca 22-09-1904. No es descartable que hubiera sido detenido antes en la frontera de Ceuta, quizás en 1903 tal y como se apunta, pues recordemos allí penaban los condenados por La Mano Negra, y era punto intermedio de camino a Tánger; como sugiere El Corsario, integrando a uno de sus redactores la comisión de auxilio a los presos establecida en Gibraltar, y anunciando a finales de 1902 que en breve emprenderían una campaña de denuncias por la región por la situación de abandono de los presos, con algún artículo de Acracio; campaña que luego fue retomada, desde su primer número, por Juventud. A ella se sumó el ingeniero polaco Sigfrifdo Nacht, que fue detenido en Gibraltar en abril de 1903, tal y como denunció Juventud, ..“No por egoísmo, por sectarismo de escuela cerrada que solo se conmueve por sus intereses y sus amores, sino por odio a la injusticia, que no puede tener variantes ni justificativos, nos dirigimos a los hombres progresivos y libres, en defensa de un hermano nuestro, Sigfrido Nacht..”, La Redacción de Juventud: El Pueblo-Valencia 06-05-1903. También, El Corsario 24-10, 14, 21, 28-11-1902; Juventud 04-01-1903; El Porvenir del Obrero 04-05-1903, 05-08-1904; El Pueblo-Valencia 06-05-1903.

  • 15ACRACIO Progreso: Más, aun más (desde la cárcel); El Porvenir del Obrero 18-11-1904. La prensa afirmó que tenía esposa, Consuelo Gadea, quien nada sabía de su paradero, ..“Ignórse el paradero del anarquista Francisco Ferrer, a quien busca la policía madrileña..”, La Correspondencia de Valencia 17-09-1904. Un día antes de su detención, tuvo lugar un mitin en París en que fue presentada la Asociación Internacional Antimilitarista, en la que tomó parte Vallina junto a Faure o Malato. En la imagen, edificio de la prisión de la calle reina Amalia, de Barcelona. Ver, L’Aurore 15-09-1904; El País 17-09-1904; La Revista Blanca 29-09 y 10-11-1904.

  • 16La REVISTA Blanca 22-09-1904. El viaje coincidiría con la visita prevista por Nacht a Barcelona para dar cuenta del congreso en el Centro de Estudios Sociales. El 20 de agosto, y de nuevo el 3 de septiembre, el Comité Internacional había organizado al menos dos mítines en Valencia en favor de los presos de Alcalá del Valle, apoyado por todos los grupos anarquistas locales, entre ellos Juventud, y a los cuales asistió un redactor de La España Inquisitorial -Feliz-. Después del acto del día 20 fueron detenidos Matilde García y Juan Minguez Lahoz que presidía, para quien el juzgado dictó auto de procesamiento el 9 de septiembre, por injurias al ejército. Ver, El Pueblo-Valencia 21-08, 04-09-1904; La Correspondencia de Valencia 09-09-1904; La Revista Blanca 15 y 29-09, 17-11-1904; Las Dominicales 02-09-1904; El Globo 14-08-1904; El País 16-12-1904.

  • 17URALES: Complot Policiaco, El País 22-05-1903. La polémica sobre Palacios la desató Federico Urales, justo cuando habían aparecido las primeras acusaciones si no fundadas, sólidas, desde dentro y desde fuera, sobre su labor en los medios libertarios. Nakens, Bark y otros venían denunciando a Urales desde principios de 1902, y que tras el excarcelamiento de Vallina, siguió apareciendo al lado de Bark y los miembros de Acción Democrática. También, Las Dominicales 05-07-1902; La Revista Blanca 22-09 y 10-11-1904; El Motín 05-11-1904.

  • 18VALLINA: Mis memorias. Ed. Libre Pensamiento, 2000, p. 79. Todo el mundo conocía a Vallina, e incluso las autoridades españolas estaban avisadas de su cercanía a otros reconocidos revolucionarios como Nicolás Estevánez, afirmando temer solo lo que pudieran hacer los anarquistas, especialmente los desconocidos. Ver, AGA: Asuntos exteriores, Embajada de París, caja nº 5882, González Besada a León y Castillo, 2 y 7 de abril de 1905.

  • 19URALES: La Correspondencia de España 22-03-1905. El párrafo anterior alude a las diferencias surgidas entre Urales y Azorín, coincidiendo a comienzos de 1902 en el variopinto espacio de reflexión y debate que era entonces el Ateneo de Madrid; donde encontramos un día de octubre de 1902 a un Ferrer como conferenciante en temas culturales, y en otra ocasión, en febrero de 1903, intervino el joven Palacios en una discusión sobre arte y sociedad. En Madrid estuvo también Sigfrido Nacht, conociendo a los integrantes del grupo de Vallina, y quién saldría en defensa de Acracio y Palacios a finales de 1904. Ver, La Correspondencia de España 29-10-1902; El Imparcial 18-02-1903; La Revista Blanca 10-11-1904; El Porvenir del Obrero 18-11-1904; La Publicidad 12-11, 11 y 13-12-1905; El Noroeste 29-01-1913.

  • 20URALES: Un problema de humanidad y justicia, La Revista Blanca 01-11-1930. Poco tiempo después del atentado de París, Urales escribía lo siguiente sobre el particular, ..“Rochefort dice que Vallina es también agente secreto; nosotros lo negamos en redondo; lo que es Vallina un carácter entusiasta y bonachón, que se fía y s; ha fiado siempre de todo el mundo, y los policías encuentran en él materia explotable para sus fines [..] ¿Cuándo los anarquistas tomarán precauciones contra los miserables confidentes, darán á éstos su merecido y no estimarán compañero á un individuo por el sólo hecho de llamarse tal y de hablar más fuerte que los demás?”, La Revista Blanca 15-07-1905.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s